07/17/2019
Salud y nutrición

Promueve UNAM donación de cuerpos

cuerpos

Los cadáveres donados tienen dos fines: docencia e investigación

Docencia e investigación son los objetivos del Programa de Donación de Cuerpos…siembra el futuro, de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), primero en su tipo a nivel nacional, comentó el director general del programa, Diego Pineda Martínez, durante la charla que se llevó a cabo ayer en el Coloquio de Comunicación de la Ciencia, de la Dirección General de Divulgación de la Ciencia.

En el ámbito de la docencia, el programa proporciona a los estudiantes de medicina y especialistas de las diferentes áreas de la salud, los recursos para mejorar las destrezas y habilidades quirúrgicas en cuerpos reales y disminuir errores por falta de práctica médica.

En investigación, se busca desarrollar nuevas técnicas quirúrgicas, estudiar enfermedades de las que se desconoce su origen y diseñar nuevos dispositivos biomédicos. También, impulsar los proyectos de investigación considerando a la población mexicana y generen conocimientos en beneficio de la misma, ya que en la actualidad se toma únicamente como referencia la información de poblaciones europeas y estadounidenses.

“Todas las facultades de medicina del país que reciben cadáveres, en el caso nuestro (Facultad de Medicina de la UNAM) vienen del Instituto de Ciencias Forenses, y lo único que sabemos de ese cuerpo es de qué murió (muerte violenta), pero no sabemos nada más, entonces, ¿cómo pretendo desarrollar investigación si lo único que sé es la causa de muerte? si puedo saber el historial clínico de un potencial donador, esto me abre a mí un campo de investigación”, explicó el profesor de anatomía de la UNAM.

El programa que inició en octubre pasado, está conformado por un equipo multidisciplinario de diferentes instituciones, comprometido con el desarrollo y generación de conocimientos en las ciencias médicas y forenses, asegurando el trato ético de los cuerpos y siguiendo lineamientos establecidos por la Ley General de Salud, en materia de control sanitario de la disposición de órganos, tejidos y cadáveres de seres humanos.

En Latinoamérica existen 3 programas similares al de la UNAM (2 en Chile y uno en Brasil) y más de 100 en Europa y Estados Unidos.

Donación de órganos y cuerpos

Fomentar la cultura de la donación de órganos y de cuerpos es una tarea que van de la mano. “Hay poca cultura de donación en México, hay poca información, la gente empieza a crear muchos mitos y no se convierten en donadores porque creen que los van a matar para sacarle los órganos y esto es por una falta de información tremenda (…) Para mí es una obligación que cada vez que llega alguien con nosotros, decirle que también existe la donación de órganos. Estamos en pláticas con el Centro Nacional de Trasplantes para que podamos compartir base de datos, para que ellos también nos promocionen, porque muchas personas no solo quieren donar los órganos, sino también el cuerpo”, comentó el maestro en bioética.

“Para la donación de órganos, la persona al morir no debe rebasar los 65 años de edad y no tener enfermedades infectocontagiosas como Virus de la Inmunodeficiencia Humana, hepatitis C y tuberculosis. Para donar el cuerpo a la ciencia, no hay límite de edad”, dijo Diego Pineda en entrevista para el Foro Consultivo Científico y Tecnológico.

En vida, la persona debe expresar a su familia el interés de donar su cuerpo al morir, lo cual, también puede dejarlo por escrito, incluso, debe detallar el tiempo que desea que su cuerpo esté en la Facultad de Medicina, que de acuerdo con el programa universitario, debe ser mínimo por un año.

“Lo primero que pasa cuando entra al anfiteatro, al cuerpo se le hace un lavado completo por razones de seguridad, así como un registro de huellas dactilares, fotografía, registro dental para que en caso de que haya una reclamación, tenemos todo para identificarlo; luego se prepara de acuerdo al historial clínico que hayamos analizado y decidimos si el cuerpo sirve para investigación o si está sano para docencia”, comentó el maestro en administración, quien agregó que uno de sus objetivos es que el programa se replique en universidades del país.

Las personas interesadas en donar su cuerpo al morir en la Facultad de Medicina de la UNAM, el primer paso es realizar el pre-registro en la página www.pdc.unam.mx o en los teléfonos 56 23 22 69 y 56 23 24 12.

 

Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Arriba