12/19/2018
México

Da frutos el proyecto para mejorar el frijol negro, desarrollado por el INIFAP

frijolm

En Veracruz y Chiapas los rendimientos de frijol son bajos 700 kilogramos por hectárea ya que el cultivo es afectado por factores bióticos y abióticos

El Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP) desarrolló una variedad mejorada de frijol negro para el sureste del país, el cual es resultado del proyecto de investigación “Mejoramiento de frijol negro, para tolerancia a sequía, suelos ácidos y mancha angular y uso de herramientas biotecnológicas en la identificación de virus y genotipos resistentes a éstos en el sureste de México”.

Este programa inició en mayo de 2015 y terminó en 2017, después de los estudios y evaluaciones, en el Campo Experimental Cotaxtla, en Veracruz, tanto en condiciones de laboratorio, invernadero y en campo de productores, con lo cual se identificó la línea sobresaliente de frijol proveniente del cruzamiento Negro Jamapa x RAV187 denominada Rubí.

El organismo, descentralizado de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), indicó que es una variedad de frijol de grano negro, opaco y pequeño, resistente a los virus del mosaico común (BCMV) y mosaico amarillo dorado del frijol (BGYMV), tolerante al hongo de la mancha angular (Pseudocercospora griseola Sacc.).

Como características para su adaptación a las áreas tropicales y subtropicales de los estados de Veracruz y Chiapas, se registró un rendimiento promedio experimental de mil 410 kilogramos por hectárea y un potencial de dos mil 100 kilogramos en la misma superficie.

La siembra de la variedad de frijol Rubí, precisó el Instituto, permitirá a los agricultores del trópico del sureste de México, particularmente de Veracruz y Chiapas, reducir pérdidas de rendimiento por el ataque de enfermedades, debido a que es tolerante a la mancha angular.

La nueva variedad tiene los genes I, bc-3 y bgm-1, los cuales fueron identificados en los laboratorios de biotecnología del INIFAP con marcadores moleculares de resistencia a los virus BCMV y BGYMV, respectivamente; mientras que el Negro Jamapa y las variedades criollas no los tienen.

Además se puede obtener al menos 30 por ciento más rendimiento de grano en Veracruz y Chiapas, que las variedades de uso tradicional, debido a su mejor adaptación a sequía, suelos ácidos y enfermedades, destacó el INIFAP.

Es importante mencionar que en Veracruz y Chiapas los rendimientos de frijol son bajos (700 kilogramos por hectárea), ya que el cultivo es afectado por factores bióticos y abióticos.

Entre los que destacan el ataque de los virus del mosaico amarillo dorado del frijol (BGYMV) y del mosaico común del frijol (BCMV), la mancha angular, así como sequía durante la etapa reproductiva del cultivo (terminal) y los suelos ácidos de baja fertilidad.

Otros factores del bajo rendimiento son que tradicionalmente se siembran variedades criollas, semillas de origen desconocido y “Negro Jamapa”, las cuales son susceptibles a enfermedades y muestran baja adaptación a las condiciones de sequía y suelos ácidos.

Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Arriba