11/12/2019
Estados

Declaran la guerra en Sinaloa por detención de un hijo de El Chapo Guzmán

guerranarco

Momentos de terror viven los habitantes de Culiacán quienes prevén que esto solo es el preludio de lo peor que vendrá

Los demonios andan sueltos en Sinaloa, por lo que el gobierno del Estado prácticamente declaró toque de queda. La tarde de este jueves se desató tremenda balacera en la entidad, luego de la detención de Ovidio Guzmán López, uno de los 10 hijos de El Chapo Guzmán, en un operativo conjunto entre la Secretaría de la Defensa Nacional y la Guardia Nacional.

Como pueblo fantasma luce Culiacán, donde los locales permanecen cerrados, no hay transporte público y la gente se atrincheró en sus casa, presas del pánico, luego de que miles de ciudadanos quedaron en medio del fuego cruzado ya que los sicarios dispararon a plena luz del día y en zonas céntricas de Culiacán y el malecón.

Las primeras versión que circularon mencionaban que la violenta agresión se originó luego de la detención de Iván Archivaldo Guzmán y que habían matado a Ovidio Guzmán, y que los sicarios al servicio de los hijos del capo pretendían recuperar el cuerpo.

Aseguraban que mientras eso sucedía había la instrucción de ejecutar familias de soldados que viven en los multifamiliares de la colonia 21 de Marzo, que la operación ya estaba en proceso. Dijeron que los sicarios ya estaban entrando a las casas de familias de militares, justo atrás del cuartel. También que estaban ofreciendo 20 mil pesos diarios a todo sicario que quiera incorporarse, solo durante los días que dure el “agarre”.

Sin embargo, las autoridades hasta el momento no han confirmado nada de lo anterior, ni siquiera si realmente hay algún hijo del Chapo, muerto o detenido.

Mientras esta guerra de narcos se escenificaba, y como si a los sinaloeneses les faltara algo, se daba a conocer que hubo una fuga de reos del penal de Aguaruto. De acuerdo a primeras versiones, la lista de presos fugados incluye nombres de capos pesados.

La recomendación que hizo el gobierno del Estado y que corre de boca en boca, es que no vayan a la zona centro, Norte, Tres Ríos, Quintas, salida Norte, entre otros puntos.

Todo empezó a las 15:00 horas de este jueves. Autoridades del gobierno del estado indican que hay muertos y heridos, pero no precisan cantidad. No confirman si detuvieron al hijo del Chapo. Dicen que esta balacera se desató por la fuga del penal de Aguaruto.

Al momento cientos de personas permanecen refugiadas en centros comerciales y, según la autoridad, en un rato más los rescatarán y llevarán a sus domicilios.

 

Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Arriba