12/04/2020
Deportes

Luto en el deporte nacional, murió Ernesto Canto

ernestocanto

Dio a México grandes satisfacciones y puso su nombre muy alto.

Día de luto para el deporte nacional, el campeón olímpico y mundial de la caminata, Ernesto Canto, murió hoy 20 de noviembre, luego de una semana de aferrarse a la vida, de protagonizar su última batalla, esta vez contra la muerte; pero ya estaba escrito que esta competencia no la ganaría y, arropado por sus seres queridos, lanzó su último suspiro.

Fue el cáncer, esa terrible enfermedad de la que pocos salen airosos, la que le arrancó la vida a los 61 años de edad, luego de que hiciera metástasis en el estómago y pulmones, y pese a que los médicos pusieron todos sus conocimientos y empeño por librarlo de la muerte, eso no fue posible.

Ernesto Canto Gudiño nació en la Ciudad de México el 18 de octubre de 1959, y desde temprana edad decidió que sería marchista y que sería tan o más famosos que el regio José «El Sargento» Pedraza, quien se alzó con la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de México en 1968. Ese fue el momento que lo inspiró para dedicar su vida al deporte.

Así que, a los 13 años de edad, Ernesto empezó su entrenamiento y obtuvo el campeonato nacional mexicano de la categoría infantil. Fue el primer y gran paso de muchos que daría hasta llegar a ser una gloria del olimpismo mexicano e internacional.

Sus logros

En 1973  se ganó el título en el Campeonato Centroamericano y del Caribe Juvenil en la distancia de 10 kilómetros (km), título que volvería a obtener en 1976.

En 1977  se coronó en el Campeonato Juvenil de América, disputado en Montreal, y en 1978 volvió a ganar el Campeonato Centroamericano y del Caribe de Atletismo en Medellín en 20 km, pero esta vez en categoría absoluta.

Al año siguiente, en 1978, consigue ya marcas de nivel mundial bajando un par de veces de 1:22:00.

En 1980, se esforzó aún más y consigue la mejor marca mundial del año en 20 km en marcha, con una marca de 1:19:01, pero una lesión le impidió participar en los Juegos Olímpicos de Moscú 1980, perdiendo así la posibilidad de luchar por una medalla que parecía posible.

Los años siguientes fueron una continua sucesión de victorias y buenas marcas, destacando en el año 1983, en el que logró ganar los Juegos Panamericanos de Caracas y el Campeonato Mundial de Atletismo, celebrado en Helsinki.

El año 1984 fue en el que cosechó los mayores frutos sembrados durante toda su carrera deportiva, al obtener la plusmarca mundial de los 20 km en marcha, con una marca de 1:18:38, la plusmarca mundial de la hora con 1h 52:53 y consigue ser campeón olímpicos en Los Ángeles 1984, además de la plusmarca olímpica de la distancia de 20 km marcha, compartiendo pódium con su compatriota Raúl González.

En los años sucesivos con el lógico bajón post-olímpico, prolongó su racha de triunfos y buenas marcas hasta que en el año 1987 anunció su retiro del mundo atlético.

El entonces presidente del Comité Olímpico Mexicano, Mario Vázquez Raña, medió para que prolongara su carrera y compitiera en los Juegos Olímpicos de Seúl 1988.

Una vez allí y liderando la prueba por delante del alemán Ronald Weigel, el italiano Maurizio Damilano, el checo Pribilinec y el soviético Pechine, es descalificado en el km. 17, completando la debacle mexicana, pues previamente también habían descalificado a Joel Sánchez en el km. 7, y repitiéndose la historia de Moscú 80, cuando fue descalificado Daniel Bautista.

Desilusionado, Canto vuelve a anunciar su retiro de esta disciplina, pero nuevamente interviene el presidente del Comité Olímpico Mexicano, Mario Vázquez Raña y regresa prolongando unos años más su carrera añadiendo a su palmarés algunos triunfos más y buenas marcas.

Su participación en Juegos Olímpicos

Oro en Los Ángeles 1984, en 20 km.

En el Campeonato Mundial de Atletismo, ganó Oro en Helsinki, Finlandia, en 1983, en 20 km.

Copa del Mundo
Oro en España, Valencia 1981, en 20 km.

Plata en Estados Unidos, San José 1991, en 20 km.

Juegos Panamericanos
Oro en Venezuela, Caracas 1983, en 20 km.

Juegos Centroamericanos y del Caribe
Oro en Habana, Cuba 1982 , en los 20 en km.

Hoy, Ernesto Canto concluyó su misión en la Tierra y regresa a la casa del Señor, pero deja una historia de éxitos y un gran recuerdo para los mexicanos. Descanse en Paz, Ernesto Canto Gudiño.

Foto: Archivo

Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Arriba