09/21/2021
Ecología

Áreas Naturales Protegidas, en grave riesgo por recortes presupuestales: WWF

Peligran, la conservación de más de 90 millones de hectáreas terrestres, costeras y marinas donde viven 1.5 millones de mexicanos, entre ellos 36 pueblos indígenas

Los recortes presupuestales, para financiar las obras faraónicas, no sólo dañaron severamente al Sector salud de México, sino también pusieron en serio riesgo a las Áreas Naturales Protegidas (ANP) en el país.

De acuerdo a la organización WWF México, la conservación de más de 90 millones de hectáreas terrestres, costeras y marinas donde viven 1.5 millones de mexicanos, entre ellos 36 pueblos indígenas, están en grave riesgo debido a la reducción presupuestal de 75% para gastos operativos de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), que el 5 de junio de 2021 cumplió 21 años de haber sido creada.

WWF México considera que este recorte ha provocado la paralización de las actividades fundamentales que realiza la Conanp, incluyendo el trabajo en proyectos productivos con comunidades, la atención de incendios y la protección de sitios que proveen servicios ambientales a las grandes ciudades del país, vulnerando el hogar y sustento de miles de personas. Con ello, la Conanp se ha visto obligada a cerrar decenas de oficinas en campo, sin posibilidades de continuar realizando acciones de apoyo a comunidades, atención a riesgos ambientales, vigilancia y monitoreo.

De igual forma, está en riesgo la oportunidad de conservar estos espacios naturales en los que se encuentra la solución que requiere el planeta para evitar pandemias como la que actualmente enfrenta la humanidad. Sin la presencia de la Conanp trabajando de la mano con las comunidades locales en los sitios naturales más valiosos de México, la presión de transformar los hábitats originales aumenta, vulnerando no sólo la naturaleza, sino la salud de todos los mexicanos. Aún no es posible determinar qué pasará con los casi mil guardaparques, la mayoría provenientes de comunidades locales, que resguardan estas áreas y con los más de 800 emprendimientos comunitarios que existen allí.

La Conanp ha sido una de las instituciones más nobles de la Administración Pública Federal, que nació hace más de dos décadas con la misión de conservar los ecosistemas más representativos de México y su biodiversidad, fomentando el desarrollo sustentable de las comunidades que viven dentro y en las zonas de influencia de las ANP extendidas en todos los ecosistemas del país.

Desde entonces, las ANP han evolucionado con la gente. Estos espacios naturales se han convertido en los órganos vitales de México, al proveer múltiples beneficios ambientales y sociales y ser la columna vertebral del desarrollo económico sostenible, a pesar de grandes retos como el cambio de uso de suelo y la continua deforestación, la contaminación, especies invasoras y los cada vez más notorios impactos del cambio climático.

A través de las ANP, México ha logrado su propia definición de conservación y desarrollo sustentable integrando a la gente a la toma de decisiones y apoyando el desarrollo comunitario por medio de la presencia constante de cientos de personas en el territorio. En ellas se ha logrado una gobernanza única con acuerdos entre múltiples actores, que han generado alternativas y bienestar a numerosas comunidades que disfrutan un medio ambiente sano y una economía local basada en los recursos naturales. Ejemplo de esto son los esfuerzos de ganadería regenerativa, pesca responsable, manejo forestal no maderable, turismo de naturaleza y la consolidación de producción de café orgánico y cacao, entre otros.

Las ANP son, además, el semillero de los sectores productivos al generar derramas económicas de miles de millones de pesos para el sector turístico, son sitios de reproducción y crianza del sector pesquero, y un aliado en la prevención de desastres naturales al proteger cientos de hectáreas de manglar que representan un “seguro” de 25.5 mil millones de pesos.

La misión y retos de la Conanp exigen contar con suficientes recursos humanos, materiales y financieros para afrontar los cada vez mayores riesgos de las ANP de mano de todos los ciudadanos que se benefician de ellas.

Si bien el modelo de las ANP está en constante evolución y mejora, este instrumento de conservación ha probado ser el más efectivo a nivel mundial. Por tal razón, las ANP están presentes en más de 190 países bajo acuerdos internacionales avalados por las Naciones Unidas y su agencia UNESCO y bajo programas como Hombre y Naturaleza, que se fundamentan en modelos de conservación inclusiva y participativa.

Por lo mismo, WWF hace un respetuoso llamado a los tomadores de decisiones para que se reconozca el vital rol que las ANP juegan en el desarrollo de México, su importancia en el cumplimiento de los acuerdos internacionales adquiridos por nuestro país y, por ende, otorguen suficiente presupuesto a la institución, a fin de asegurar la continuidad de procesos ecológicos y evolutivos, priorizando la naturaleza y a quienes dependen de ésta.

 A su vez, WWF refrenda su compromiso para trabajar coordinadamente y procurar recursos que contribuyan a la protección, restauración y manejo sustentable de la naturaleza en México. “Con ello no sólo aseguramos nuestra calidad de vida presente, sino también nuestra salud, nuestro desarrollo económico y nuestro futuro”, concluyó.

Foto: Archivo (Ilustrativa)

Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Arriba