07/02/2022
Columnas

EL DESTAPE DE XÓCHITL GÁLVEZ

Por: ARTURO RÍOS RUIZ

Bertha Xóchitl Gálvez Ruiz, de Tepatepec, Hidalgo, ingeniera, empresaria y política, hoy Senadora de la República por el Partido Acción Nacional. De 2000 a 2006 fue titular de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, en la administración de Vicente Fox.

En las elecciones estatales de Hidalgo de 2010 fue candidata a la gubernatura del estado por la coalición «Hidalgo nos une», del PAN, PRD, PT y Convergencia. Quedó en segundo lugar.

Jefa Delegacional de Miguel Hidalgo y hoy senadora, integrante de la bancada del Partido Acción Nacional. Como comprobamos, su vida política ha transitado en el blanquiazul y en también llamado Partido del Sol Azteca.

Leemos en varios medios: La senadora por el PAN, Xóchitl Gálvez Ruiz, aseguró que buscará ser la candidata a la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México arropada por su partido. Nos indica que podría ser apoyada por la coalición PAN-PRI-PRD.

La dama, es una política con atractivo, sus desplantes son llamativos, rijosa, mal hablada, sincera sin inhibiciones y lanzada contra quienes fallan y podría ser una excelente contendiente con posibilidades de triunfo.

Por morena, el panorama no se ve muy claro en cuanto a su posible candidato, ya salieron a manera de especulación los nombres de Rosa Ícela Rodríguez y Martí Batres, actual secretario general del Gobierno de la ciudad.

La primera, una dama que en su pasado fue destacada periodista del Universal, Televisa y la Afición con éxito e incluso tuvo problemas de seguridad y se resguardó un tiempo en España. Trabajó en el Gobierno de la CDMX con Claudia Sheinbaum, luego coordinadora general de Puertos y Marina Mercante de SCT. Hoy titular de Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana.

Aunque es un currículum muy apretado y no se le puede calificar de experta, cumple con los momios para participar en la contienda por la capital. No así el tenue Martí, que tiene una personalidad opaca, trabaja soterrado como la policía china, de personalidad borrosa y muy grillo en la oscuridad.

Y por el PRI, se promueve Enrique de la Madrid Cordero, indudablemente una buena carta al que no le hace daño el pasado de su padre y ha demostrado ante todos ser un funcionario honesto, preparado y con agraciada personalidad.

El escollo, es que, en caso dado, habría competencia con la panista Xóchitl Gálvez y sería cruda la negociación entre los mandos azules y los tricolores, porque para competir con posibilidades, uno de ellos tendría que representar la Coalición, de otra manera sólo dividirían el voto y favorecer a Morena.

La plataforma con puntería al 2024, comienza a dilucidarse y poco a poco se irá calentado hasta convertirse en hoguera política nacional.

Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Arriba